INSA banner 2017

EN 4 AÑOS DE FUNCIONAMIENTO EL INSA INDEMNIZÓ 64 MILLONES DE BOLIVIANOS A PRODUCTORES DAMNIFICADOS

MDRyT – INSA mayo de 2017.- El Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (MDRyT) a través del Instituto del Seguro Agrario (INSA) en sus cuatro años de creación indemnizó un monto que alcanza la suma de 64 millones de bolivianos, a productores damnificados de todo el territorio boliviano que perdieron sus cultivos.

El director del INSA, Erik Murillo sostuvo que el seguro agrario es un brazo operativo del gobierno del estado, que viene implementando el Seguro Agrario Universal "Pachamama", durante cuatro años ya culminados, en los cuales se indemnizó 64 millones de bolivianos a aproximadamente 85 mil familias productoras que perdieron sus cultivos que fueron seriamente damnificados por fenómenos climáticos adversos.

"Las cifras nos dicen que el primer año se indemnizaron 7, 6 millones de bolivianos a más de 7 mil familias, el segundo año fueron 18 millones de bolivianos a 23 mil familias, el tercer año con 6,4 millones de bolivianos a 11 familias siendo este año (2015) un año de baja siniestralidad, y el año pasado (2016) significativamente diferente a los otros años pues se llegó a indemnizar 32 millones de bolivianos a 43 mil familias, destacando la presencia del fenómeno del niño que fue una de las tres peores de los últimos 65 años de historia de clima que tenemos registrado", resaltó Murillo.

En esta oportunidad la autoridad también se refirió al departamento de Cochabamba indicando que se tiene un importante registro de esta región y que el INSA se encuentra en plena vigencia del quinto año del seguro agrario, en el que se tienen 32.549 familias productoras aseguradas de 1.241 comunidades, en 25 municipios con un registro de 58.146 hectáreas de cultivos.

Los cultivos en mayor proporción de registro en Cochabamba y que reciben el apoyo del seguro son: la papa con 15.779 hectáreas, el maíz con 18.508 hectáreas y trigo con 13.530 hectáreas.

Murillo manifestó que la orientación del seguro agrario en esta modalidad gratuita que es la primera que se desarrolla en la historia de Bolivia, está orientada a proteger a la familia agricultora bajo cuatro objetivos específicos:

1.- Velar por la seguridad alimentaria y por los medios de subsistencia del agricultor que pierde su parcela que es su medio de sustento.

2.- Motivar la producción a través de inversiones en semillas y fertilizantes para la recuperación de cultivos.

3.- Fortalecer y mejorar la vida en campo conjuntamente otras políticas públicas como educación, vías de acceso, disponibilidad de agua y tecnología que tratan de frenar la migración del campo a la ciudad.

4.- Disponer de alimentos de manera renovada y constante en los mercados de consumo interno cuyo beneficiario es todo boliviano.

CULTIVOS DE PAPA
CULTIVOS DE MAIZ
CULTIVOS DE TRIGO