INSA banner 2018

INSA desplaza equipos técnicos tras reportes de pérdidas de cultivos en el país

Foto: Técnicos del INSA, junto a productores realizan la evaluación de daños en el municipio de Corque, Oruro

El Instituto del Seguro Agrario (INSA) comenzó a desplazar brigadas de evaluación a los municipios que reportaron eventos climáticos que podrían haber afectado parte de su producción agrícola. Entre los departamentos que enviaron reportes de afectación están Chuquisaca, Cochabamba, La Paz, Oruro, Potosí y Tarija.

Los productores reportaron cultivos dañados de papa, maíz, haba, trigo, quinua, avena, y cebada a consecuencia de eventos como helada, sequía, granizo e inundación, informó el Director General Ejecutivo del INSA, Ing. Erik Murillo.

"Hasta el 12 de enero el INSA recibió 63 avisos de pérdida de cultivos, en 29 municipios del país. De los ocho cultivos asegurados, han sido reportados siete, siendo el cultivo no reportado al momento el frejol", explicó la autoridad.

"Las verificaciones en campo, por parte de los técnicos del INSA, se realizan en base a un protocolo de evaluación de daños en las parcelas reportadas como siniestradas. Este protocolo consiste en establecer un análisis previo del evento con base en datos de clima e imágenes de la zona, acudir a las zonas reportadas como afectadas, establecer puntos aleatorios de muestreo, determinar el número de plantas afectadas, establecer el grado de afectación de acuerdo a estado de crecimiento e intensidad del evento ocurrido y definir un porcentaje de afectación. En caso que estas actividades sean muy variables o poco confiables, se determina posponer la evaluación para el momento de cosecha". El director del INSA explicó que estos dos métodos de evaluación corresponden a "evaluación por daño" y "evaluación a cosecha", respectivamente.

Para realizar estas evaluaciones el personal del INSA tiene casi tres años de experiencia, tiempo relacionado directamente con la implementación del Seguro Agrario en Bolivia. Gran parte de los técnicos fueron capacitados por expertos de las empresas Taype y AON Benfield de Argentina y AGROASEMEX de México, países con más de 50 años de experiencia en la transferencia del riesgo agrícola. Adicionalmente, los técnicos desplazados hacia el agro han ganado experiencia en la evaluación de cultivos a través de la implementación de un seguro a gran escala como es la modalidad PIRWA.

El procedimiento del Seguro Agrario consiste en la inscripción de los productores en el Registro Agrícola Comunal (RAC), documento personal en el que describen sus datos de identificación y su plan de siembra, la dimensión de las parcelas que sembrarán y los cultivos correspondientes a ser implementados.

El segundo paso es el reporte del siniestro por parte de los productores a través de los técnicos municipales, para de esta manera iniciar la verificación de daños participativa y dinámica por parte de técnicos del INSA con la deseable participación de técnicos municipales, dirigentes comunitarios y afectados.

El tercer paso corresponde a la indemnización, la cual se da en caso que los cultivos hayan sido afectados por arriba de los "disparadores" establecidos para cultivos y zonas de producción.

En el primer año de implementación del Seguro Agrario (campaña agrícola 2012-2013), la cobertura del Seguro Agrario llegó a 63 municipios, 2.526 comunidades, 57.410 familias de pequeños productores con 91.226 hectáreas. De estas últimas se determinó que 8.400 aproximadamente fueron dañadas, por lo cual se llegó a indemnizar 7,6 millones de Bs. a 7.141 familias directamente afectadas.

En el segundo año de implementación del Seguro Agrario (campaña agrícola 2013-2014) la cobertura llegó a 107 municipios de Bolivia, 4.632 comunidades, 106.053 familias productoras con 175.814 hectáreas registradas. En ese año se estableció que 19.910 hectáreas de cultivos fueron afectadas, lo cual dio como consecuencia una indemnización efectiva de 18,3 millones de bolivianos a más de 20 mil familias.

La cobertura del Seguro Agrario en el tercer año de implementación (campaña agrícola 2014-2015), llega a 141 municipios, 5.576 comunidades, 146.554 productores con 272.847 hectáreas de cultivos. Los 141 municipios protegidos durante la presente campaña representan el 41% de los municipios de Bolivia

El Estado ha iniciado la implementación del Seguro Agrario Universal Pachamama, a través de la puesta en vigencia la modalidad de seguro denominada "Pirwa", orientada a proteger a los productores de los municipios más pobres de Bolivia, quienes prioritariamente abastecen de productos a los mercados nacionales.

El INSA, a partir del mandato que emana de la Ley 144, contribuye en la protección de la producción agraria y los medios de subsistencia de los productores agropecuarios basados en principios de democracia, universalidad, equidad e inclusión, respetando usos y costumbres de pequeños productores con los que hacen frente a eventos climáticos adversos como helada, granizo, sequía e inundación, mismos que están cubiertos por el Seguro Agrario.

Álbum fotográfico y de imágenes

Foto: Técnicos del INSA realizan una caminata hasta el sector de las parcelas en el municipio de Arampampa, Potosí

Foto: Los dueños de las parcelas afectadas participan en los procesos de evaluación

Foto: El técnico del INSA realiza la peritación de cultivos en el municipio de Humanata en La Paz

Foto: Técnicos del INSA realizan la evaluación de un cultivo reportado

Foto: Cultivo de papa parcialmente afectada por evento climático

 

Foto: Los técnicos del INSA están distribuidos en todo el territorio nacional, para realizar los trabajos de peritación de los cultivos reportados como dañados tras eventos climáticos.